Estás aquí
Página principal > Salón > Cómo es un buen sofá para el verano

Cómo es un buen sofá para el verano

detalle sofa

El verano ha llegado y con ello, la necesidad de tener un sofá en casa que aparte de ser cómodo nos brinde frescura y confort en estos días tan calurosos. ¡Nada más gratificante que recostarte en un sofá fresco y suave!

Por ello te comentamos que hay una gran variedad de estupendos e innovadores diseños en cuanto a confort y la frescura. Destacan aquellos diseñados a base de suaves y frescas telas tales como el algodón y el lino, como los que podemos encontrar en la tienda de muebles Tuco, ya que además de ser económicamente accesibles te aportarán una sensación de frescura cada vez que reposes tu cuerpo sobre estos tejidos. Además cara al invierno no tendrás ninguna sensación de frío.

Características de un buen sofá para el verano

No recomendamos el uso un sofá fabricado con cueros, semi cuero o algún tipo de material sintético ya que ese tipo de material genera mucho calor y con las temperaturas del verano son agradables. ¡No querrás pegarte al sofá!

La ubicación del sofá también es un detalle que no debes pasar por alto, ya que dependiendo del lugar en que lo instales, te permitirá o no sentir la frescura que necesitas para tu comodidad. Sabiendo esto, te comentamos que los sitios más aconsejables para instalar nuestro sofá es donde se encuentren las entradas de aire. Sitios por ejemplo, como al lado de ventanas, cerca de patios al aire libre o cerca de algún ventilador o aire acondicionado.

Un detalle a tomar en cuenta y no menos importante es el tamaño del sofá, por lo cual deberás adquirir sofás y sillones dependiendo del tamaño del área donde piensas instalarlo y el uso que le vas a dar junto a tu familia. Así que lo recomendable para pequeños espacios buscar piezas ligeras con menos fondo de dos plazas y patas que permitan el paso de aire de más o menos unos 1,65mts y 1,80 mts de altura, para que tenga ventilación.

 

sofá verano

Otro elemento clave es en la tonalidad del sofá, los tonos claros y alegres darán amplitud visual, armonía, ayudará con la decoración de tu salón y a la vez aportará frescura visual.

En el caso de que el área sea amplia, lo ideal es elegir un sofás tipo L, o un modelo alargado con una Chaise Longe. Es muy importante pensar en la comodidad del respaldo, el cuál debería de tener como mínimo entre 85 y 90 centímetros y debería ser por su condición de soporte más blando que el asiento.

Un elemento clave para tener en cuenta para su comodidad, es el relleno de los almohadones con lo cual lograrás conseguir que el sofá transpire y mantenga una temperatura más o menos controlada para su disfrute. Lo ideal es que sea una mezcla de plumas y espuma, aunque los respaldos deberían ser especialmente rellenos de pluma para que no pierda la densidad.

Si te ha gustado este artículo, te invitamos a compartirlo en tus redes sociales y no olvides nuestras recomendaciones al momento de evaluar la adquisición de un sofá.

Deja un comentario

Top