Estás aquí
Página principal > Trucos de decoración > ¿Cómo embalar tus pertenencias y decoración de tu casa en una mudanza?

¿Cómo embalar tus pertenencias y decoración de tu casa en una mudanza?

mudanza cajas alfombras

Una mudanza puede llegar a resultar un procedimiento muy complicado el cual requiere mucha atención a ciertos detalles. Desde revisar y cambiar las direcciones de domicilios, contratar empresas de mudanzas, tener listo y limpio el nuevo piso, clasificar y organizar todas las cosas para su embalaje y traslado, y mucho más.

Este último punto es uno de los más delicados debido que se debe poner todo el cuidado posible para evitar daños en sus pertenencias, y pérdidas. Por eso contar con el respaldo de una empresa experta como Mudanzas Gonzalez, te evitarás muchos dolores de cabeza. Recuerda que es muy importante un buen embalaje y empaque de cada objeto, y ellos son verdaderos profesionales.

Cajas para la mudanza

Si se han de utilizar cajas para colocar los objetos que se van a trasladar, es importante tener en cuenta dos aspectos fundamentales para prevenir desastres y facilitar el traslado:

  • Las cajas deben ser resistentes. Hay opciones en cartón que ofrecen la suficiente consistencia para soportar el peso de lo que se coloque en ellas reduciendo el peso total de la carga. También están las plásticas que, aunque son más resistentes, aunque añaden peso adicional al traslado debido al material. Pero también existen cajas plásticas que disponen de agarraderas que facilitarán el traslado.
  • Lo mejor es utilizar cajas de tamaño mediano, debido a que se puede organizar una mayor cantidad de cosas en ellas. De esa manera se puede aprovechar mejor el espacio sin legar a ser un peso excesivo a la hora del traslado.
  • Las cajas pequeñas pueden servir para llevar los objetos de poco tamaño, pero no resultan muy prácticas en general. Mientras que las cajas demasiado grandes ocuparán demasiado volumen útil resultando demasiado pesadas para cargar y mover. Lo importante es usar un criterio adecuado para identificar cuándo es apropiado cada tamaño, según cada caso en particular.
  • Deben quedar bien cerradas y dobladas todas las solapas de las cajas. La manera correcta es primero cerrar las interiores y luego las exteriores, sin dejar espacios entre ellas. Luego se sella con cinta adhesiva formando una H.
  • Al colocar los objetos en las cajas, primero se deben introducir los más pesados abajo y dejar los más livianos y pequeños en las partes superiores.
  • A medida que se vayan empacando las cosas, hay que ir rotulando las cajas para poder saber cuál es su contenido y en qué parte del nuevo hogar deben ubicarse. Esto ayuda a ahorrar tiempo al momento de desempacar todo. La rotulación puede hacerse con diferentes colores para facilitar la identificación del contenido de las cajas.

Plásticos para proteger tus pertenencias

Aunque las cajas son ideales para juntar las cosas y clasificarlas de acuerdo a diversos criterios, aún queda pendiente el proteger que los objetos no resulten. Solo así se evitará que puedan dañarse durante el traslado, sobre todo los que son más frágiles como vajillas, o cristalería. Por ello es importante disponer de plástico de burbujas para envolver y bolillas de poliespán.

En caso de no tenerlas, una opción que esta al alcance de todos, es usar las mismas toallas de baño o camisetas viejas que puedan ayudar a amortiguar los movimientos.

La propia ropa puede embalarse junto con los objetos, esto permitirá reducir el espacio ocupado, amortiguar y facilitar el traslado.

Embalaje para distintos tipos de objetos

  • Para trasladar muebles y electrodomésticos pueden utilizarse mantas para protegerlos. Si es posible, desmontar las patas de mesas y sillas facilitarán mucho el traslado.
  • Cuando hablamos de objetos frágiles como vajillas, figuras de cerámica, vasos, entre otros, se pueden envolver cada uno de manera individual con papel o plástico de burbujas. Así se evitará que se estropeen entre sí por el movimiento. También otra opción, son trozos de algún trapo o paño.
  • Los artículos electrónicos como televisores, portátiles, consolas, tabletas y otros, es mejor trasladarlos en sus cajas originales si aún se conservan. De no ser así, pueden envolverse en toallas y colocarlos en cajas junto con sus cables, con material de relleno.
  • En cuanto a los espejos, esto deben ser cuidadosamente envueltos en materiales suaves.
  • Las alfombras no requieren un tratamiento especial, estas pueden viajar sin problemas enrolladas en sí mismas. Se puede utilizar plástico o papel para evitar que se ensucien.
  • Joyas y otros objetos de valor es mejor llevarlos consigo en alguna maleta o bolso de uso personal.
  • La ropa es lo que usualmente ocupa un mayor volumen al momento de las mudanzas, así que es mejor dedicar un buen tiempo a ella. Doblar o enrollar la ropa de manera compacta ayudará a ahorrar mucho espacio. Se pueden colocar en bolsas de lavandería o bien compactada en cajas.

Si van en bolsas, se pueden colocar perchas para que puedan ser colgadas, así se aprovecha mejor el espacio superior del vehículo en el que se trasladará. Las bolsas proporcionarán seguridad adicional, previniendo que se acumule la humedad y afecte los objetos dentro de las cajas.

Utilizar bolsas de calidad es la mejor opción, ya que aguantarán mejor. Las más económicas se rompen más fácilmente y resultarán más un problema que una solución.

Un pensamiento en “¿Cómo embalar tus pertenencias y decoración de tu casa en una mudanza?

  1. Excelente artículo Rubén, no será la primera ni última vez que al hacer una mudanza de un piso a otro lleguen cajas con roturas, o muebles dañados, por eso es importante siempre consultar con su seguro.

Deja una respuesta

Top