Estás aquí
Página principal > Truco > Cómo elegir correctamente los centros de mesa

Cómo elegir correctamente los centros de mesa

Hoy tenemos que hablar desde Decoracción de un tema básico en la decoración tanto de interiores como de exteriores: los centros de mesa. Parece un asunto menor, pero su buena elección puede marcar la diferencia.

Los elementos que conforman los centros de mesa pueden ser múltiples y diversos: velas, flores, hojas, frutas…

Pero hay reglas a la hora de colocar y hacer los centros de mesa que no deben pasarse por alto. En primer lugar, la altura es básica. Los centros de mesa, ya que son un elemento decorativo, no pueden ser más protagonistas que aquellas personas que se sientan a la mesa. Deben ser o más bajos de 25 cm o más altos de 80 cm, si es que están colocados encima de un pie. En todo caso, un centro de mesa jamás debe interponerse entre los comensales y dificultar su conversación y visión.

Después de esto, hay varias reglas que seguir a la hora de colocar como es debido unos buenos centros de mesa. Tienen que tener algo que ver con el resto de la decoración. Es decir, tanto en tonos como en temática, un centro de mesa no puede desdecir al resto de los elementos de la decoración. Inclusive la forma de la mesa puede tener qué ver. Y es que, por ejemplo, si la mesa es ovalada, el centro de mesa quedaría mejor si fuese de una forma geométrica parecida.

Teniendo en cuenta este aspecto, puedes dar un toque único a tus centros de mesa si comparten elementos con otras decoraciones de la misma celebración. Un ejemplo de esto puede ser una boda. Si los centros de mesa del banquete comparten el tipo de flor o de tela con las decoraciones de la iglesia, darás un toque de estilo único a tu decoración.

mesa banquete boda

Es básico que los centros de mesa, y sobre todo si están realizados con fruta, es que no desprendan olor. Sobre todo si estos centros de mesa están realizados para una comida o cena, ya que no es concebible que se mezclen olores o que los del centro de mesa sean tan fuertes que tapen a los de la comida a degustar.

El siguiente punto puede parecer baladí, pero tiene su importancia, máxime si somos de fijarnos en los detalles. No será la primera vez que tenemos delante un centro de mesa compuesto en parte por velas y estas pasan la velada apagadas. No tiene ningún sentido. Si usamos velas, siempre deberemos encenderlas.

Según nos aconsejan desde Miss Violeta puedes realizar o encargar los centros de mesa para tu evento. Para ello, recurrir a Internet es una gran opción, ya que hay tutoriales o páginas web muy interesantes que te pueden orientar.

Deja un comentario

Top