Estás aquí
Página principal > Concurso > Concurso de diseño James Dyson Award 2015

Concurso de diseño James Dyson Award 2015

James dyson award

El ingeniero británico James Dyson reta a los jóvenes estudiantes de ingeniería y diseño a “diseñar algo que resuelva un problema”.

El concurso tiene un premio final de 35.000 libras (42.000 euros); 30.000 libras para el alumno o grupo de alumnos y 5.000 libras adicionales para su universidad.

Los estudiantes que quieran participar en el James Dyson Award 2015, pueden publicar sus candidaturas en la web del concurso desde el 5 de febrero hasta el 2 de julio. Los proyectos, pasarán por varias etapas de valoración hasta que el propio James Dyson elija al ganador internacional el 10 de noviembre.

Dyson

Según palabras del propio James Dyson, los jóvenes tienen el poder de cambiar el mundo a través de la ingeniería. Cada año el James Dyson Award recibe brillantes soluciones a los problemas de la vida cotidiana. Ningún problema es demasiado grande y muchas veces, las soluciones más sencillas son las mejores. Animo a los jóvenes a que utilicen el concurso como un trampolín para conseguir llegara comercializar su idea.

El ganador de la pasada edición del 2014 fue el proyecto MOM, una incubadora inflable de bajo coste para países sub-desarrollados. La incubadora se puede plegar para facilitar su transporte y funciona con una batería que puede durar hasta 24 horas en caso de fallo en el suministro eléctrico. Su diseñador, el joven británico James Roberts, estudiante de la Universidad de Loughborough, ha utilizado las 30.000 libras del premio para desarrollar su idea y mejorar sus prototipos con el objetivo de llegar a comercializarla.

MOM - ganador internacional JDA 2014

7 thoughts on “Concurso de diseño James Dyson Award 2015

    1. “ECHO a faltar”, ¡por favor! No es algo que has HECHO, es algo que ECHAS.

      De primeros cursos de EGB: “En el verbo ECHAR, lo primero que se ECHA es la HACHE”.

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Yo tengo una solución para resolver un problema endémico y muy grave: la corrupción. Se trata de una guillotina. Pero no la he inventado yo. ¿Eso vale?.

Deja un comentario

Top